Inicio Noticias Ordenando el roster por puesto: ¿Qué sector es el más fuerte y...

Ordenando el roster por puesto: ¿Qué sector es el más fuerte y cuál es el más débil? (parte 1)

2969
0

El inicio del campamento de entrenamiento está a la vuelta de la esquina. Ser protagonista del Pro Football Hall of Fame Game que inaugura los juegos de pretemporada otorga la posibilidad de comenzar un poco antes que el resto. Por esa razón los Cowboys estarán preparándose desde el 21 de julio en Oxnard, California.

Una gran atracción serán las distintas batallas posicionales que tendrán los jugadores para ganarse un lugar en el roster. Aunque esa cuestión a su vez permite ver en qué sectores Dallas es fuerte y en cuáles hay carencia de talento comparados entre sí. Realizaremos entonces un ordenamiento dividiendo la plantilla por puesto. Hoy optaremos por los cinco más incompletos.

10- Safeties

Una posición a la que la gerencia no le suele dar importancia se separa como el puesto más flojo. En 2021 se notó la ausencia de calidad allí y los Jones no hicieron nada para cubrirlo. La adición en la agencia libre de Keanu Neal era en teoría para fortalecer esa área, pero Dan Quinn confirmó de inmediato que será utilizado como linebacker.

La presencia de Donovan Wilson es interesante por lo mostrado en las últimas semanas de la temporada pasada. Sin embargo, Wilson se desempeñará mayormente cerca de la caja en situaciones específicas. Lo que aún le falta a la defensiva es un free safety que cumpla con eficiencia en cobertura de pase. La función de “jardinero central” en lo profundo deja dudas.

Ese rol en principio lo llevará a cabo otro ex Falcon como Damontae Kazee. Si bien tuvo buen nivel en Atlanta, estará regresando de una rotura del tendón de Aquiles que podría limitar mucho su capacidad atlética. Los integrantes restantes más conocidos son Jayron Kearse y Darian Thompson junto con la chance real de mover al CB novato Israel Mukuamu.

9- Alas cerradas

El valor de los tight ends varía en las ofensivas dependiendo la importancia que tengan en el sistema. Para los Cowboys esto no es un problema porque Dak Prescott tiene herramientas muy peligrosas en otro puesto. Sin embargo, el talento disponible no es tan alto. No será una complicación para Kellen Moore, pero vale la pena destacar que es el más vacío de la unidad.

La gran actuación de Dalton Schultz en 2020 sorprendió a todos. Schultz estaba visto como un simple bloqueador, pero explotó en la NFL con 63 recepciones para 615 yardas y cuatro anotaciones. Blake Jarwin retornará de una lesión de ligamentos cruzados, por lo que no habría que cargarlo con expectativas excesivas. Jeremy Sprinkle, Sean McKeon y los UDFAs Nick Eubanks y Artayvious Lynn lucharán por quedarse.

8- Equipos especiales

Este caso es una parte completa que incluye las posiciones únicas de la unidad. El puesto del pateador mejoró mucho con la firma de Greg Zuerlein el año pasado, pero lo importante es que los special teams se vieron mucho más competentes tras la llegada del experimentado John Fassel como coordinador.

La primera mitad de la temporada no había sido buena para Tony Pollard devolviendo patadas, pero eso cambió rotundamente en la segunda. Pollard se ganó su lugar como una pieza fundamental con tres devoluciones de más de 50 yardas. Habrá una batalla entre Hunter Niswander y Bryan Anger por ser el punter. Jake McQuaide será el long snapper.

7- Esquineros

El sector que más incertidumbre genera se podría decir que es este. Los equipos especiales están antes porque tienen una relevancia menor, aunque bien podrían haber intercambiado ubicaciones. Los planes de Quinn se verán en serios problemas si el rendimiento de este grupo no cumple con las esperanzas colocadas aquí.

Los cornerbacks ocupar un lugar muy bajo por las pocas certezas que hay. La mayor parte del entusiasmo gira en torno a proyecciones porque es escasa la seguridad que brindan las opciones actuales para competir contra receptores abiertos de elite. El único titular asegurado es Trevon Diggs e incluso él tuvo inconvenientes en cobertura como rookie.

La sensación es que los Cowboys iniciarán apoyándose en la experiencia para completar las otras posiciones. Por la falta de rodaje de los jóvenes es que Anthony Brown y Jourdan Lewis parten como los favoritos para alinearse con Diggs en los paquetes nickel. Aunque la ausencia de un CB1 confiable es lo que le baja calificación sobre todo al tratarse de un área esencial.

No hay dudas de que Kelvin Joseph tiene el potencial para convertirse en ese shutdown corner que todos buscan. Aunque la poca cantidad de juegos que tuvo a nivel universitario hacen pensar que necesitará tiempo para llegar hasta el nivel que requiere la NFL. Nahshon Wright es la otra gran apuesta de Quinn en el draft en la que habrá muchos ojos observando de cerca.

Las opciones complementarias son esquineros muy poco probados. El ejemplo más sorprendente es el de Reggie Robinson, quien no tuvo participación luego de ser una selección de cuarta ronda. Mucho dependerá de una evolución de Diggs para que los cornerbacks muestren un mejor nivel que en la temporada pasada.

6- Línea defensiva

La tónica se repite con los linieros defensivos. El puesto siguiente no estaría mal, pero este es otro sector fundamental con mucho por probar. DeMarcus Lawrence es el único integrante que otorga cierta estabilidad a la línea, pero su nivel tampoco fue muy prometedor. La versión de Lawrence capaz de superar las diez capturas parece estar cada vez más lejos.

Algo que da bastante tranquilidad aquí es la profundidad. Sin embargo, lo más relevante es el rendimiento de aquellos que pasarán la mayor parte del tiempo dentro del terreno. El factor X seguramente será Randy Gregory. El pass rusher aprovechó cada snap que tuvo en 2020, pero aún no jugó una temporada completa desde que es profesional.

Las alas defensivas de recambio son opciones con un techo no tan elevado. Dorance Armstrong, Bradlee Anae y Ron’Dell Carter estarán compitiendo por lugares con las numerosas adiciones de la offseason. Tarrell Basham y Carlos Watkins son veteranos que llegaron en la agencia libre como un plan de respaldo. Chauncey Golston tendrá su oportunidad al haber sido el pick 84.

Los tackles serán otro puesto con muchas batallas. Trysten Hill se espera que esté en condiciones tras su lesión ligamentaria en la semana 5, pero tendrá bastante competencia. El canadiense Neville Gallimore mostró cosas interesantes una vez que Dontari Poe fue cortado. Novatos como Osa Odighizuwa y Quinton Bohanna podría tener funciones importantes desde el inicio.

La clave estará en quiénes obtendrán la confianza del nuevo coordinador. En esa parte de la defensiva es donde se vio la actuación más lamentable y se espera una mejoría notable. Si bien hay muchas apuestas, se trata de opciones con un piso más alto. Los rookies, por ejemplo, son prospectos sólidos que podrían aportar la energía que tanto se necesita.