Inicio Noticias Cinco claves del Cowboys – Giants de la semana 5

Cinco claves del Cowboys – Giants de la semana 5

603
0

La seguidilla de tres juegos consecutivos en casa culminará con un desafío muy importante. Si bien New York no había ganado hasta la semana pasada, consiguió un gran triunfo en New Orleans regresando desde atrás en el marcador. A su vez, hubo varios duelos que por detalles finalizaron mal para los Giants. Por ese motivo los Cowboys no deberán confiarse el próximo domingo a pesar de que su rival esté 1-3.

El juego terrestre de Daniel Jones

New York tuvo en las últimas temporadas a un corredor catalogado entre los mejores de la NFL en Saquon Barkley. Sin embargo, las lesiones hicieron que su progreso se detuviera un poco. El running back recién está retornando de una rotura de ligamentos cruzados que lo dejó fuera todo el año pasado y eso se nota un poco más allá de su buena actuación frente a los Saints.

La lenta reincorporación del RB a su ritmo habitual obligó a la ofensiva a confiar un poco más en las piernas de su quarterback. Jones respaldó con números al ser el líder del equipo en yardas por tierra con 188. El pick global 6 del draft 2019 añadió a su planilla dos anotaciones por esa vía. Esta parte es la que deberá cuidar la defensiva.

Lógicamente no tiene la facilidad para moverse de talentos como Lamar Jackson o Kyler Murray, pero eso no impide que sea efectivo. Jones posee una mejor capacidad atlética que lo que su contextura física podría indicar. Sea mediante los QB draw específicamente diseñados para él como en las read option, el QB suele conseguir bastantes yardas corriendo.

El dúo Ezekiel Elliott-Tony Pollard

Dallas está atacando por tierra como casi ningún otro equipo en la liga. En yardas por intento se ubican segundos con 5.3. Su promedio de 165.8 por juego es superado únicamente por los Browns. Esto quiere decir que la ofensiva debería mantener una parte esencial de su estrategia que visiblemente está funcionado.

Seguramente todos tomaron nota de esto para realizar ajustes. Lo interesante es que los Giants no tienen una buena defensiva terrestre. Si bien elaborar un plan a la perfección podría servir en la teoría, no poseen los jugadores requeridos para realizarlo sin fallas. Sobre todo por la gran cantidad de lesiones que tuvieron en la zona de linebackers.

Ese puesto es fundamental para contrarrestar el juego por tierra. Sin embargo, están alineando a opciones profundas del depth chart. La lesión de Blake Martínez es puntualmente una baja muy sensible difícil de reemplazar. Por esa razón percutir con los running backs debería ser eficiente tanto con Elliott como con Pollard en la semana 5.

Micah Parsons vs. Saquon Barkley

Por lo visto hasta aquí no hay ninguna duda de que el corredor está siendo involucrado de a poco. Sus estadísticas denotan que está volviendo de una lesión de rodilla muy complicada. En esa posición son vitales los cambios de dirección repentinos, por lo que es normal que aún no se sienta del todo seguro.

Las cifras que está obteniendo lo demuestran con claridad. Su promedio de 3.6 yardas por acarreo dista mucho de su producción en años anteriores. Aunque la herramienta más peligrosa quizás sea la contribución que puede hacer por aire. En su juego más reciente logró un touchdown decisivo de 54 yardas que le dio una posibilidad a su equipo.

El designado para tener un ojo puesto todo el tiempo en esa faceta es el novato. A diferencia de lo que había ocurrido frente a los Chargers o los Eagles, Parsons se alineó mayormente como un linebacker tradicional ante los Panthers. Días atrás decía que aprovechar un emparejamiento con Jaylon Smith iba a ser algo para explotar por parte de NY, pero eso ya no será posible.

La velocidad que le da Parsons a la defensiva es vital para este tipo de situación. La semana pasada los Cowboys tuvieron la suerte de no enfrentar a Christian McCaffrey y eso eliminó una preocupación para la unidad. En esta oportunidad deberá tener mucho cuidado de lo que pueda hacer Barkley en los ataques aéreos.

Los tackles defensivos

Las ausencias por lesión en New York no están únicamente en la defensiva. La línea ofensiva es un punto en el que tuvieron mucha mala suerte porque curiosamente perdieron a varios jugadores en el interior. Lo extraño es que ya debieron utilizar cuatro alineaciones diferentes en cuatro semanas de competencia. Los frontales de Dallas generaron mucha presión sobre Sam Darnold y aquí podrían repetirlo. El rookie Osa Odighizuwa tendrá un contexto ideal para continuar con su impacto en el centro de las trincheras.

CeeDee Lamb

El receptor abierto tuvo algunas actuaciones silenciosas en su planilla estadística. Es cierto que tuvo pases tirados, pero principalmente fue el gran funcionamiento del juego terrestre lo que limitó los envíos por aire.  Aunque podría recuperarse frente a los Giants porque su defensiva secundaria no tiene tanto nivel. El esquinero James Bradberry es su mejor DB, pero alrededor no hay complementos suficientes. Una actuación fantástica nunca está fuera de discusión para Lamb por su enorme potencial.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí