Inicio Jugadores El tiempo se agota para la extensión de Dalton Schultz. ¿Habrá acuerdo...

El tiempo se agota para la extensión de Dalton Schultz. ¿Habrá acuerdo este año?

573
0

Una de las historias de interés referentes a toda la offseason de los Vaqueros tuvo que ver con la situación del ala cerrada Dalton Schultz. Al terminar su contrato de novato al acabarse la campaña 2021, era el momento de fijar posición con respecto al ofensivo. Y ver si seguiría en el equipo o se buscaban otras alternativas en la posición.

Pues bien, los Cowboys decidieron otorgarle la etiqueta de franquicia a Dalton el pasado ocho de marzo, por un total de 10, 9 millones de dólares. Así que ante esta situación, en las oficinas tienen hasta el 15 de julio en horas de la tarde para darle una extensión al ala cerrada. En dado caso de no llegar a un acuerdo, el TE igual estará jugando con el equipo de la estrella solitaria durante todo el 2022.

Claro está, no se puede tapar el sol con un dedo y ante cuatro meses en donde no se ha llegado a un acuerdo, ya lo que se cree es que Schultz no tendrá ningún tipo de extensión este año. Por supuesto, hay un montón de cosas que han pasado desde que Dalton firmó la etiqueta de franquicia.

En primer lugar, una de las cosas que hizo ruido con respecto a Schultz es que estuvo ausente durante la última semana de las actividades organizadas de los Vaqueros. De la información que se manejó, quizás Dalton hizo esto como medida de presión para acelerar las negociaciones. Después de todo, esto no deja de ser un negocio y un movimiento en específico en la NFL pudo haber sido el detonante.

Se trata del ala cerrada David Njoku, quien al igual que Dalton, firmaría la etiqueta de franquicia para los Browns. No obstante, el jugador de 25 años terminó consiguiendo a finales de mayo una extensión con Cleveland por más de 56 millones de dólares. Gracias a este movimiento en la liga, puede que sus agentes utilicen este monto como el estándar para que Dalton permanezca en los Cowboys por varios años.

A pesar de toda esta situación y todas las especulaciones a su alrededor, Schultz hizo acto de presencia en el minicampamento obligatorio. Claro está, de no haber aparecido recibiría una multa. Ahora lo que queda es saber si por fin el ofensivo recibirá su extensión o si tendrá que jugar bajo la etiqueta.

Como ya se mencionó, quizás la carta que jueguen los Cowboys sean la de dejarlo jugar por un año más y ver si se pueden plantear sobre la mesa otras opciones. Después de todo, hasta el mismo Dak Prescott jugó con la etiqueta durante la primera etapa del 2020 porque no se pudo llegar a un acuerdo antes de comenzar la temporada de ese año.

Por supuesto, estamos hablando de dos situaciones totalmente distintas. Volviendo con Schultz, no solo ha tenido un muy buen par de años, sino que ha tenido la suerte de demostrar sus habilidades en el campo. Ya que no hay que olvidar que tuvo muchos inconvenientes para resaltar. Por ejemplo, al quedar totalmente eclipsado gracias a la titularidad de Jason Witten en 2019. Aunque podría finalmente dar un paso al frente gracias a la lesión de Blake Jarwin, la cual dejaría por fuera a este último toda la campaña de 2020 desde la semana 1.

Durante esa temporada, y a pesar que los resultados de los Vaqueros no fueron los mejores, Dalton se convirtió en uno de los puntos positivos. Terminando la campaña 2020 con 63 recepciones, 615 yardas y cuatro anotaciones. Si en dado caso su tercer año había sido solo un golpe de suerte, terminó de demostrar sus habilidades al año siguiente. Siendo uno de los mejores socios de Prescott en el campo, logrando 78 recepciones, 808 yardas y ocho anotaciones en su año de contrato.

De cualquier manera, tampoco se puede dejar a un lado que tanto Dalton como Dak se llevan muy bien. El mismo Mariscal vaquero dejó una foto en sus historias de Instagram en donde varios de sus compañeros estaban practicando en Florida. Entre ellos el mismo Schultz, CeeDee Lamb, Sean McKeon y el novato Jalen Tolbert.

Todo el aspecto de la relación con Prescott está muy bien. Pero en dado caso, en las oficinas podrían dejar a Dalton jugar un año más y quizás buscar una opción más económica. Entre ellos podría estar el mismo Sean McKeon, quien en 2022 comenzará su tercera campaña como profesional. Si tanto el jugador pone de su parte como la situación llega a darse, podría presentar un rendimiento similar al de Dalton.

Asimismo, tenemos a la selección de cuarta ronda de este año Jake Ferguson. Si al muchacho le dan la oportunidad de destacarse en 2022, estamos hablando de una opción mucho más barata en la organización por muchos años más que McKeon.

Ahora bien, puede pasar de todo de acuerdo con diversos escenarios. Bien los Cowboys entre el 14 y el 15 de este mes podrían extender a Schultz a pocos momentos de la hora límite. Podrían inclusive dejar todo como está y volverlo a etiquetar en 2023. O simplemente si alguno de los del grupo de alas cerradas se destaca en 2022, dejarlo ir en la siguiente agencia libre.

Lo que si es seguro es que si en las oficinas quieren a Dalton a largo plazo, lo mejor será moverse pronto. Ya que si el tight end llega a tener mayores números en esta campaña que está por comenzar, su valor será mucho más alto y va a llegar a un punto en que el equipo no podrá retenerlo. No deja de ser una gran apuesta que podría salir costosa. Pero Schultz tiene las credenciales suficientes para ser un elemento que podría producir durante muchos años para los Cowboys.