Inicio Noticias Todo el catálogo de agentes libres no seleccionados del Draft firmados por...

Todo el catálogo de agentes libres no seleccionados del Draft firmados por los Cowboys

4327
0

Si bien es cierto que el proceso de Draft de 2021 de Dallas fue una gran sorpresa para los fanáticos, sobre todo por la cantidad de elementos defensivos seleccionados, el proceso de agentes no seleccionados fue totalmente distinto. De 13 jugadores en total hasta ahora, diez de ellos son ofensivos. Igualmente, hay que admitir que el equipo de la estrella solitaria cuenta con muy buen ojo para este tipo de agentes. Hay muchos ejemplos en realidad, como ha sido el caso del Mariscal Tony Romo, el ala cerrada Blake Jarwin (a pesar de la lesión) y el mismo Cole Beasley. Quien se convirtió en uno de los mejores receptores internos de la liga.

Ahora bien, es momento de hablar de cada uno de estos novatos. Y ver si al menos algunos de ellos tienen una oportunidad de ser parte del roster final de aquí al comienzo de la temporada.

Nombre: Brandon Smith

Universidad: Iowa

Posición: Receptor

Posibilidades de llegar al roster: 8/10

Brandon se ve como uno de los grandes prospectos en el lado ofensivo del balón que pudo terminar en séptima ronda. Afortunadamente para Dallas, no fue seleccionado y la organización se aprovechó de ello.

Cuenta con la particularidad que tiene grandes dimensiones (1,88 metros de estatura y 97 kilos), y a pesar de estar limitado en 2020 con la pandemia, dejó muy buenos números en su casa de estudios. Con un total de 88 recepciones para 1031 yardas y nueve anotaciones.

Asimismo, el equipo de la estrella solitaria le dio un máximo de alta prioridad en el contrato al muchacho. Por lo tanto, es evidente que hay confianza en el WR y lo que pueda aportar. Además, a varios receptores vaqueros se les termina contrato el póximo año, como son los casos de Michael Gallup, Noah Brown, entre otros.

Nombre: Brenden Knox

Universidad: Marshall

Posición: Corredor

Posibilidades de llegar al roster: 7/10

Si hay una gran particularidad que tiene Knox, son sus grandes capacidades en el juego por tierra. De hecho, mantuvo números muy sólidos durante su estancia en Marshall. En especial en el 2019, donde terminó con 270 acarreos,1387 yardas y 11 anotaciones.

No obstante, hay un detalle a destacar, ya que la posición está plenamente cubierta con Zeke Elliott y Tony Pollard. Como un tercer corredor, la franquicia tiene la opción de Rico Dowdle, quien terminó jugando largo rato para los equipos especiales. Puede que Knox termine destacándose en el campamento de entrenamiento y optar por un puesto. Aunque aún falta mucho para eso.

Nombre: Nick Ralston

Universidad: Louisiana

Posición: Fullback

Posibilidades de llegar al roster: 6/10

Con respecto a Ralston, se ve como un gran enigma, Ya que si bien es cierto que ha sido firmado como Fullback, durante su etapa en Arizona State (antes de llegar a Louisiana en 2019) jugaba como linebacker. Tras trasladarse a su última universidad, se desempeñó como fullback y ala cerrada.

Ralston cuenta con grandes posibilidades de hacerse un lugar en la ofensiva vaquera. Gracias a que el entrenador Mike McCarthy afirmó el año pasado que quería un elemento que jugara como FB. Pero no solo eso, que tuviera la flexibilidad suficiente para poder jugar como ala cerrada. Así que si hablamos de Nick, encaja perfectamente con lo que busca McCarthy.

Nombre: Anthony Hines III

Universidad: Texas A&M

Posición: Linebacker

Posibilidades de llegar al roster: 5/10

El caso de Anthony Hines II es particular. Puede decirse que este joven linebacker está llegando demasiado pronto a la NFL. Sólo jugó dos temporadas en el fútbol colegial (2017 y 2019), y no jugó en 2020 debido a la pandemia de COVID-19. Sin duda, no jugar un cuarto año de universidad fue un movimiento muy arriesgado considerando su desempeño.

En su primer año en Texas A&M, Hines participó en 10 encuentros registrando 33 tacleadas totales, 6 tacleadas para pérdidas de balón, tres sacks, un fumble forzado y un balón suelto recuperado. En 2019, ya como titular, destrozó estos registros logrando 73 tacleadas totales y 10.5 tacleadas para pérdidas de balón en trece encuentros. De haber jugado otra temporada, su proyección de cara a la NFL habría sido más alta.

Ahora, Hines tendrá que hacerse un lugar en una de las posiciones con mayor competencia en los Cowboys. Sin embargo, su atletismo y su alto esfuerzo pueden ser sus principales cartas para intentar llegar al menos a los equipos especiales. Y, desde allí, esperar una oportunidad en 2022 ante los futuros inciertos de Leighton Vander Esch y Jaylon Smith.

Nombre: Braylon Jones

Universidad: Houston

Posición: Liniero ofensivo

Posibilidades de llegar al roster: 5/10

Una de las razones de la llegada de Jones es la necesidad de tener suficientes linieros ofensivos en el campamento de entrenamiento, lo que ocurre también con los receptores. Sin embargo, sus posibilidades de llegar al roster son remotas, salgo que suceda una plaga lesiones en línea ofensiva similar a la del año pasado.

En cualquier caso, Braylon Jones tiene a favor su versatilidad. Si bien ha jugado mayormente como guardia, puede ocupar cualquier posición de la línea ofensiva y cumplir con solvencia. Y a pesar de solo haber jugado como titular en siete ocasiones, una pieza tan versátil puede ser de utilidad en el equipo. Siempre y cuando logre destacar, claro está.

Nombre: Brennan Eagles

Universidad: Texas

Posición: Receptor abierto

Posibilidades de llegar al roster: 4/10

Con 1.93 metros de altura, Brennan Eagles es un receptor que puede convertirse en una amenaza en la zona roja y un duro rival a batir en las atrapadas disputadas. Aparte, viene de tener dos temporadas realmente buenas con los Longhorns, logrando 60 atrapadas para 991 yardas y 11 anotaciones.

Sin embargo, el producto de la Universidad de Texas no ofrece una velocidad y unas rutas que realmente impresionen, al menos si los comparamos con quienes están en el roster de Dallas. Debido a esto, y a la alta competencia en el puesto de receptor abierto, Eagles se ve como posible miembro del escuadrón de prácticas Dallas. Y se ve difícil que logre avanzar más allá de esto.

Nombre: Osirus Mitchell

Universidad: Mississippi State

Posición: Receptor abierto

Posibilidades de llegar al roster: 4/10

Lo primero que llama la atención de Mitchell son sus medidas, muy impresionantes para un receptor abierto: 1.95 metros de altura, 93.4 kg de peso, 208.9 cm de envergadura y unas manos de 27.6 cm. Aparte, viene de firmar su mejor temporada en el futbol colegial en cuanto a registros: 47 recepciones para 505 yardas y cuatro touchdowns.

Gracias a su estatura, Mitchell es un objetivo confiable para los mariscales. Sin embargo, su papel será el mismo de los demás receptores llegados como novatos no seleccionados en el Draft: formar parte de los campamentos de entrenamiento. Por supuesto, no se descarta que pueda llegar al escuadrón de prácticas de Dallas.

Nombre: T.J. Vasher

Universidad: Texas Tech

Posición: Receptor abierto

Posibilidades de llegar al roster: 4/10

T.J. Vasher es otro receptor de gran altura que puede convertirse en el objetivo preferido de cualquier mariscal. Y en cuanto a físico, es una total amenaza. Su producción en 2019 habla muy bien de él: 42 recepciones para 515 yardas y 6 touchdowns. Sin embargo, unos cambios en la ofensiva de Texas Tech en 2020 y la poca cantidad de encuentros jugados produjo una caída en su producción. Ese año, Vasher apenas logró 19 recepciones para 227 yardas y 2 touchdowns.

Este joven prospecto tiene muchos aspectos que mejorar, entre ellos sus rutas de carrera. Aparte, y al igual que los demás receptores abiertos no reclutados en el Draft, es muy difícil que logre llegar al roster. Sin embargo, alcanzar a llegar al escuadrón de prácticas sería un gran paso para Vasher.

Nombre: Austin Faoliu

Universidad: Oregon

Posición: Tacleador defensivo

Posibilidades de llegar al roster: 4/10

A pesar de su 1.90 de estatura y sus 130 kg de peso, Austin Faoliu es un tackle defensivo bastante fuerte. Suele ganar las batallas de manos con facilidad, y destaca especialmente en la defensa por tierra. De hecho, fue uno de los pilares de la férrea línea defensiva de los Oregon Ducks en los últimos años. En cuatro temporadas, este prospecto registró 113 tacleadas totales, 11.5 tacleadas para pérdidas de balón, 6 sacks y tres fumbles forzados.

Sin embargo, sus problemas de balance y su inhabilidad para transformar las presiones en paradas son sus principales aspectos negativos. Faoliu aún tiene mucho que mejorar, pero es un prospecto desarrollable que a futuro podría ocupar un lugar en la rotación de línea defensiva.

Nombre: Tyler Coyle

Universidad: Purdue

Posición: Profundo / Linebacker

Posibilidades de llegar al roster: 4/10

El de Tyler Coyle es un caso particular. En sus primeros tres años de universidad mostró un gran desempeño jugando como profundo para la Universidad de Connecticut. En 34 encuentros, Coyle registró 261 tacleadas totales, 7.5 tacleadas para pérdidas de balón, tres intercepciones, 15 pases defendidos, dos fumbles forzados, dos balones sueltos recuperados y un touchdown. Números muy impresionantes.

Sin embargo, su transferencia a Purdue, su cambio a la posición de linebacker y el hecho de solo jugar tres encuentros hicieron que sus números en 2020 se resintieran. Ese año, Coyle solo logró 13 tacleadas totales y un pase defendido. Un desempeño muy lejano al que mostró en Connecticut.

A pesar de esto, Tyler Coyle entró en el radar de muchos scouts gracias al desempeño que tuvo en su Pro Day. Aparte, ese joven prospecto tiene buenos instintos de cobertura. Es posible que Coyle pueda hacerse con un lugar en los equipos especiales, pero quedará por definir en qué posición se desarrollará en la NFL: profundo, linebacker, o como un híbrido entre ambos.

Nombre: Nick Eubanks

Universidad: Michigan

Posición: Ala cerrada

Posibilidades de llegar al roster: 3/10

Proveniente de la Universidad de Michigan, Nick Eubanks es un ala cerrada bastante alto (1.95 metros) y muy atlético, pero que aún debe ser desarrollado. Su producción ofensiva en el fútbol universitario fue algo inestable, siendo 2019 su mejor temporada en ese apartado: 25 recepciones para 243 yardas y 4 touchdowns. Mientas, en las demás campañas no superó las diez recepciones ni logró más de una anotación.

Algunos analistas consideran a Eubanks como un proyecto a futuro, incluso como un posible ala cerrada de respaldo. Considerando que los dos de los respaldos en esa posición (Dalton Schultz y Jeremy Sprinkle) terminan contrato en 2022, podría optar por competir con Sean McKeon para lograr un lugar en la próxima campaña. Pero, para ello, tendrá que mostrar su valía en 2021 y entrar al menos en el equipo de prácticas.

Nombre: JaQuan Hardy

Universidad: Tiffin

Posición: Corredor

Posibilidades de llegar al roster: 3/10

El bajo perfil de la Universidad Tiffin, considerada como “pequeña” en el fútbol colegial, ha hecho que JaQuan Hardy haya pasado por debajo del radar en este Draft. Sin embargo, este running back de baja estatura destaca por tener una gran aceleración inicial, su habilidad para librarse de los defensores rivales y su buen equilibrio.

El mejor año de Hardy como universitario fue en 2019. En esa temporada, el running back registró 204 acarreos para 1.554 yardas y 15 touchdowns. Incluso, se proyectaba una gran campaña 2020 para él, pero la Universidad Tiffin decidió posponerla debido a la pandemia de COVID-19.

Ahora que está en Dallas, es poco probable que JaQuan Hardy pueda llegar al roster. Aunque tiene unos números impresionantes, el nivel de los rivales que enfrento con Tiffin no es el mismo de otras universidades de renombre, y mucho menos el nivel de los rivales en la NFL. Aparte, los seis fumbles en su carrera colegial no hablan a su favor. Y, al igual que Brenden Knox, Hardy tendrá mucha competencia por delante.

Nombre: Artayvious Lynn

Universidad: Texas Christian University (TCU)

Posición: Ala cerrada

Posibilidades de llegar al roster: 3/10

Durante sus tres temporadas en el fútbol colegial, Artayvious Lynn tuvo una producción ofensiva muy discreta: 22 recepciones para 236 yardas y dos touchdowns. Esto se debe a que Lynn jugó mayormente como bloqueador durante su etapa en TCU. Sin embargo, esto no deja de ser un bagaje bastante pobre.

Al igual que Nick Eubanks, Lynn tendrá pocas probabilidades de llegar al roster. En especial por sus habilidades como receptor, las cuales aún deben ser desarrolladas. Sin embargo, si destaca por sus labores de bloqueo, puede tener una remota oportunidad de llegar a los equipos especiales de Dallas.

¿Cual jugador no drafteado tiene la mejor oportunidad lograr el equipo?