Inicio Noticias Prospectos del draft 2021: linebackers

Prospectos del draft 2021: linebackers

2577
0

Aún falta algo de tiempo para que se realice el draft. La fecha exacta en la que comenzará el evento de tres días es el 29 de abril. Sin embargo, es interesante ver algunos de los prospectos que estarán disponibles. Por eso es que una vez por semana publicaremos un artículo nuevo con varios candidatos a ser seleccionados. Hoy: linebackers.

El grupo posicional en el que más dudas hay es este. Tackle defensivo es un lugar con talento limitado, pero Trysten Hill y Neville Gallimore tienen potencial. Si bien aún es necesario añadir un esquinero destacado en el roster, Trevon Diggs, Jourdan Lewis y Anthony Brown son piezas de las que se sabe qué esperar. Eso no ocurre con los linebackers.

La baja en el nivel de Jaylon Smith es el inconveniente más importante que deberá afrontar Dan Quinn. Un indicio muy claro de que posiblemente ya no haya tanta fe en él es la firma de Keanu Neal. Firmar al safety para convertirlo en weakside LB es una muestra de que lo mejor para la defensiva es que Smith no esté siempre dentro del terreno.

Aunque la otra parte de esta dupla tampoco genera seguridad alguna. El caso de Leighton Vander Esch tiene un motivo distinto, pero el resultado no cambia tanto. La defensiva no puede apostar demasiado por un jugador que sufre lesiones frecuentes. Su limitada disponibilidad obliga a los Cowboys a tener una opción adicional como respaldo.

Otra presencia en la que no puede basarse mucho es Sean Lee. El veterano linebacker que está cerca del retiro hace varias temporadas volvió a sufrir problemas físicos en 2020. Una hernia deportiva lo dejó participar en apenas nueve juegos luego de una cirugía. Si continúa en la franquicia su rol lógicamente será secundario.

En este contexto aparece el draft como la oportunidad perfecta para inyectarle vitalidad a este sector de la defensiva. Cada ronda puede ser importante para encontrar a aquel linebacker que sea el nuevo corazón de esa unidad. La particularidad del puesto hace que posiblemente Dallas no deba invertir tanto, pero no debe descuidarse. Aquí hay tres prospectos para seguir.

Micah Parsons – Penn State (21 años, 1.91m, 111 kg.)

El puesto 10 quizás sea muy alto para un linebacker por el desgaste que produce realizar esa función. Sin embargo, no es tan improbable un escenario en el que Patrick Surtain II, Kyle Pitts y Rashawn Slater no están disponibles. De ahí es que surge la obligación de analizar a alguien de impacto en una posición de necesidad dentro del roster.

Hay muchos factores que convierten a Parsons en el mejor de esta camada. La versatilidad que le brindará al coordinador defensivo que lo entrene es la más interesante. Su excelente capacidad atlética le permite ser una verdadera navaja suiza. Si bien los números de los Pro Days pueden ser discutibles, aún así llama la atención los 4.39” que registró en las 40 yardas.

Haber competido como ala defensiva en high school le dio una herramienta que muchos no tienen como lo es presionar al quarterback. Aunque el joven de los Lions también mostró cierta solvencia en cobertura no tiene mucha experiencia en ese área. Es cierto que hay algunas dudas en cuanto al carácter del LB, pero sería una presencia importante desde el día 1. En 2020 optó por no jugar.

Nick Bolton – Missouri (21 años, 1.83m, 105 kg.)

Este candidato para ser elegido por los Cowboys está proyectado desde el final de la primera ronda del draft. Su rango para muchos va hasta la mitad de la segunda, por lo que podría estar al alcance con el pick 44. Un punto en su favor es que fue parte del esquema 4-2-5 que seguramente utilizará la defensiva en la mayor parte del tiempo con Dan Quinn.

El motivo por el que Bolton podría ser de ayuda es su aporte deteniendo ataques terrestres. No le escapa al contacto en ningún momento a pesar de que su contextura física no sea la ideal. Por el contrario, se muestra como un muy buen tackleador por la potencia con la que enfrenta a quien lleve el balón. Tiene que mejorar en cobertura, pero posee potencial.

Jabril Cox – LSU (22 años, 1.93m, 105 kg.)

La carrera del linebacker finalizó con un gran nivel en los Tigers. Pero esa fue apenas su última temporada, teniendo en cuenta que se desarrolló principalmente en North Dakota State. Allí emerge un detalle relevante en que logró adaptarse a competir en la Conferencia SEC luego de estar tres años en una institución del FCS.

Cox es un prototipo de linebacker distinto a los anteriores. Su fuerte es precisamente la cobertura porque puede desplegar lo bien que se mueve. En esa faceta demostró su habilidad para hacer jugadas sobre el balón al lograr nueve intercepciones en su carrera. Aunque podría caer bastante por su inconsistencia en el juego por tierra.