Inicio Noticias Opinión: El camino al Super Bowl 56 comienza ya ¿Cómo se percibe...

Opinión: El camino al Super Bowl 56 comienza ya ¿Cómo se percibe el camino para los Vaqueros?

1879
0

En dos días, los Vaqueros empezarán su campaña 2021. Una campaña de la que esperan salir campeones.

¿Podría Dallas pasar de ser un equipo que estuvo fuera de los playoffs a ser campeón de la NFC en solo una temporada? Sí, si puede. Acá presentamos las cinco razones por las que los Cowboys ganarán el Super Bowl.

1. Dak Prescott está de vuelta  

Es verdad, los Cowboys quedaron fuera de los playoffs en 2020, pero eso no significa que el equipo estuviera mal conformado. Las lesiones son parte del fútbol americano pero las que sufrieron los Cowboys el año pasado fueron extraordinarias. De los 53 hombres que componen el roster, 27 (más de la mitad) pasaron a la lista de reserva de lesionados la temporada pasada.

Ninguna lesión los lastimó más que la de su capitán Dak Prescott. Nadie sabe qué tan lejos podría haber llegado ese equipo si Prescott se hubiera mantenido saludable, pero nadie duda de que hubiera sido un equipo de playoffs.

Nuevamente, las lesiones sí son parte del fútbol americano y seguramente este equipo vaquero tendrá lesiones en 2021 también. Pero si logran mantener saludables a sus estrellas, en especial a Dak Prescott, los Vaqueros tienen la profundidad para superar otras lesiones en el equipo.

2. La Defensa Es Mucho Mejor Con Micah Parsons

La defensiva de los Dallas Cowboys de 2020 fue atroz. Se ubicaron en el puesto 27 en general, pero ese ranking no cuenta la historia completa de cuán mala fue esta defensa.

Por el otro lado del campo, cuando todos sus titulares están saludables, la ofensa de Dallas es explosiva. Mirando las estadísticas hasta la semana 4, cuando Prescott se lesionó, los Cowboys sumaron 1.631 yardas de ofensa en solo cuatro partidos. Con una temporada completa, eso significaría 6.524 yardas de ofensa, o el segundo en la liga, atrás de los Caciques de Ciudad Kansas.

Es decir, los Vaqueros no necesitan una defensa como la de los  Bucaneros en 2020 para ir al Super Bowl. La defensa solo tiene que ser mejor y la defensa está mucho mejor con su nueva estrella, Micah Parsons.

Micah Parsons ya está mostrando qué impacto puede tener en la defensa. Durante el campo de entrenamiento y en los cuatros partidos de la pretemporada, Parsons estaba imposible de bloquear. Parsons es un jugador perfecto, con un alto coeficiente intelectual de fútbol y todos los atributos físicos, más unas intangibles que no se puede enseñar. Si Parsons puede mantenerse saludable y seguir haciendo durante la temporada lo que hizo en la pretemporada, aterrorizará las ofensas este año y mejorará significativamente esta defensa.

3. La Llegada de Dan Quinn 

Nuevo coordinador defensivo, Dan Quinn está reconocido como un genio de defensa. Quinn, al arquitecto de la “Legión de Boom”, le gustan los jugadores altos y fuertes que juegan un estilo de fútbol americano muy físico.

Este esquema de zona agresiva de Quinn coloca a los jugadores en el secundario en posiciones oportunistas para hacer jugadas. Quinn es un comunicador inteligente, con experiencia y sin temor del momento.

Además, el esquema de Quinn encaja bien con los atletas que tiene. Damontae Kazee, Trevon Diggs y Malik Hooker son rápidos jugadores que pueden dominar el backfield.

4. La Ofensa es Élite y Saludable

Este equipo es más que Dak Prescott. Con todos los jugadores saludables, la ofensa está llena de armas que hacen jugadas que cambian partidos.

Ezekiel Elliott tenía un mal año por sus expectativas en 2020, debido no a su edad, sino a las lesiones de la línea ofensiva. Llegó al campo de entrenamiento pesando 98kg, su peso más bajo desde que jugó en Ohio State. Zeke está motivado como nunca antes y veremos los resultados cada domingo.

CeeDee Lamb, Amari Cooper y Michael Gallup son sumamente talentosos. Los tres son corredores de ruta de élite; pueden trabajar en todo el campo con rutas cortas, intermedias y profundas. Esta versatilidad queda en las manos del coordinador ofensivo Kellen Moore, que en su tercer año con el equipo como coordinador, es uno de mis técnicos más innovadores de la NFL.

Finalmente, no olvidemos la Gran Muralla de Dallas. Por primera vez en mucho tiempo, Tyron Smith, Zack Martin y La’El Collins están saludables. Tyler Biadasz, antes de su lesión en 2020, estaba teniendo una campaña novata increíble.

5. La NFC está Débil 

Field Background

La NFC es actualmente una conferencia muy débil. En 2020, enviaron a los Osos de Chicago a los playoffs con un récord de 8-8, y el Equipo de Fútbol de Washington ganó la NFC Este con un récord de 7-9. De hecho, si Doug Pederson no sacó sus titulares contra Washington en el último partido de la temporada, los Gigantes habrían ganado la división con 6-10.

Los Santos de Nueva Orleans estarán un paso atrás en 2021 sin su mariscal de campo Drew Brees. Los Halcones, Panteras, Aguilas y Leones están en modo de reconstrucción.

En realidad, parece que la competencia está entre solo 4 equipos; Tom Brady y los Bucaneros, Aarón Rodgers y los Empacadores, Ryan Fitzpatrick y el Equipo de Washington, y Dak Prescott y los Vaqueros.

El camino al Súper Bowl nunca fue más claro para los Vaqueros. Yo espero verlos en el Estadio Sofi de Inglewood, California este febrero. Mientras tanto, que disfrutes el viaje, será un año muy divertido.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí