Inicio Noticias ¿Quién suplirá a CeeDee Lamb como receptor de despejes en Dallas?

¿Quién suplirá a CeeDee Lamb como receptor de despejes en Dallas?

1006
0

Si hay algo como organización que tienen los Dallas Cowboys, es que es muy poco lo que puedan añadir de talento tras el proceso del Draft. Por lo tanto, puede que el equipo que estamos viendo actualmente sea el definitivo y no hayan mayores sorpresas. Eso implica que quizás en algunos casos, ciertos elementos tendrán que cumplir labores en base a lo que se necesite.

Y una gran interrogante con la que cuenta el equipo de la estrella solitaria en este momento es la persona que se va a encargar de la recepción de los despejes. Durante el 2021, buena parte de esta tarea la hacían tanto CeeDee Lamb como Cedrick Wilson Jr.

Sin embargo, en la actualidad las cosas han cambiado un poco. Por un lado, Lamb ahora es el primer receptor del equipo gracias a la marcha de Amari Cooper a los Cleveland Browns. Y en lo que respecta a Wilson, terminó contrato con Dallas y ahora es parte de los Miami Dolphins.

Claro está, analizando esto en mayor detalle, el equipo quizás no busque arriesgar a Lamb a una situación en la que pueda lesionarse ahora con la gran responsabilidad que tiene. Así que ante esta situación, tocará ver dentro del vestuario cualquier otra opción que lo pueda suplir en esta tarea tan importante en el campo de juego.

Hablando sobre los posibles candidatos, el principal de ellos podría ser el corredor veterano Tony Pollard. Si bien sus resultados han sido variados, y el hecho que Pollard es especialista en regresos de patadas, bien podría tener todos estos meses para adaptarse a esta nueva labor. Después de todo, Tony en 2022 va a estar en año de contrato y podría explotar todas las oportunidades que tenga en los Cowboys para poder lograr la extensión para el 2023.

Otro nombre que se podría tomar en cuenta es el de Trevon Diggs. Quien sin problemas recibió par de despejes en la pasada temporada. No obstante, el asunto de Diggs es muy similar al de Lamb. El ser el esquinero de lujo en los Cowboys le cierra las posibilidades de hacer otras actividades en el campo de juego. A riesgo de posibles lesiones, van a querer mantener al CB en los esquemas defensivos. Algo que funcionó plenamente el año pasado siendo el líder en intercepciones con un total de once.

Por lo tanto, hay que buscar otros nombres en el roster que puedan colaborar. Y es aquí cuando se mira a algunos receptores que podrían tener mayor participación dependiendo de la situación. Nombres como los de Simi Fehoko, James Washington y el novato Jalen Tolbert llaman la atención. Fehoko está entrando en su segundo año como profesional. Mientras que James Washington llegó por medio de la agencia libre con el objetivo de ser un elemento de respaldo y Tolbert acaba de llegar por medio del Draft. En el caso de este último, puede que tenga mayor actividad en la ofensiva dependiendo de lo que se vea estos meses.

Algo que si hay que señalar es que no solo se trata de reemplazar nombres, sino también elevar la producción. Los Vaqueros terminaron en el puesto 29 de todos los equipos de la liga en promedio de retorno de despejes. Con tan solo 6,6 yardas en promedio por acción, y el hecho que no hicieron ninguna anotación, son cosas que mejorar para el 2022.

Caso muy distinto al de los regresos de patadas. En esta estadística, los Cowboys terminaron en el quinto puesto. Promediando 24,8 yardas por acción, incluyendo la anotación de 100 yardas que hizo Tony Pollard ante los Raiders. Volviendo con el running back, quizás sea la opción más sensata a futuro, pero esa es una decisión que tendrá que tomar la organización dependiendo de los resultados de las prácticas.

“Eso es algo que necesita una respuesta”, comentó el entrenador en jefe Mike McCarthy sobre el asunto de la recepción de despejes. Afortunadamente, tienen las actividades organizadas y el próximo campamento de entrenamiento en Oxnard para solventar esto. Por lo que tanto McCarthy como John Fassel ya deberían tener una opción adecuada en las semanas que están por venir.