Inicio Noticias Andy Dalton ya no jugará en los Cowboys

Andy Dalton ya no jugará en los Cowboys

2185
0

El nuevo año de la NFL aún no inició de forma oficial. Por ende, la agencia libre técnicamente no está abierta. Esto ocurrirá el miércoles 17 de marzo por la tarde. Sin embargo, la liga establece un período de dos días anteriores a esa fecha en el que está permitido negociar con jugadores de otras franquicias que están a horas de convertirse en agentes libres.

Por esa razón es que ya hubo varios movimientos interesantes en esta parte de “legal tampering”. Si bien hubo muy pocas novedades en los Cowboys sobre nuevas contrataciones, sí se dio a conocer una salida. La situación en cuestión es el acuerdo que Andy Dalton consiguió con los Bears.

Ese vínculo de un año por diez millones de dólares dejó vacante un lugar en el roster. El puesto de quarterback suplente muchas veces suele ser menospreciado. Eso es incluso algo que Dallas hizo por mucho tiempo. Por ejemplo, en 2019 era Cooper Rush quien estaba detrás de Prescott en el depth chart. Sin embargo, esa perspectiva cambió la temporada pasada.

Antes de iniciar la competencia la franquicia firmó sorpresivamente a Dalton. El QB había sido liberado por los Bengals tras elegir a Joe Burrow con la primera selección global. El veterano quedó entonces libre para decidir su destino. Algo importante para destacar es que el contexto de la contratación contaba con el estancamiento de la negociación con Dak Prescott.

Pero lo más influyente seguramente fue la incertidumbre generada por la expansión del coronavirus. En ese escenario es que el Red Rifle optó por quedarse cerca de su ciudad natal. Lo interesante para los Cowboys es que lo consiguieron a un precio muy bajo para alguien tan experimentado. Se esperaba que fuera un simple plan de respaldo que no sería utilizado.

Aunque eso desafortunadamente se desarrolló de manera inesperada. La semana 5 fue cuando todos los planes se modificaron. En esa fecha sería la lesión de Dak Prescott.
Pero para Dalton eso significó la posibilidad de revivir su carrera a pesar de que su año inició con pobres actuaciones.

A eso se añadió mucha mala suerte por contraer covid unos días después de sufrir una conmoción por un golpe brutal. Sin embargo, mejoró bastante luego de la bye week. Sus estadísticas finales marcan que tuvo 2170 yardas por aire, con 14 pases de anotación y ocho intercepciones en once juegos.