Inicio Noticias Los cinco jugadores que pueden perder su trabajo en el campamento de...

Los cinco jugadores que pueden perder su trabajo en el campamento de entrenamiento

8059
0

Con la llegada de Mike McCarthy y un nuevo cuerpo técnico para los Dallas Cowboys, una de las cosas que han llamado la atención son la gran cantidad de cambios en el roster. Ya sea por la agencia libre o el Draft, se ha adquirido una gran cantidad de talento. En muchos casos, serán titulares indiscutidos, lo que hará que otros jugadores peligren su puesto e inclusive los despidan del equipo.

Acá hay cinco ejemplos muy interesantes de ello, en donde daremos detalles de interés, tanto del jugador que corre peligro junto a la promesa o el elemento que puede quitarle el puesto.

Trysten Hill (Tackleador defensivo)

Lo vencerá: Neville Gallimore

Razones: Un jugador mucho más consistente, mucho más apto para la defensiva de Mike Nolan.

La verdad es que se esperaba mucho más de quien fuera la selección de segunda ronda de 2019 en Dallas. Trysten tan solo participó en siete encuentros, con cinco tacleadas y dos golpes al QB. Por lo tanto, este es uno de los grandes problemas de Hill en la liga, su falta de consistencia.

A todas estas, en la tercera ronda del Draft de este año, los Cowboys seleccionaron a Neville Gallimore, quien parece cumplir más con el prototipo en esta posición. El originario de la universidad de Oklahoma se ve como un elemento más consistente, aparte que encaja mucho más en los planteamientos defensivos de Mike Nolan. Todo parece indicar que los días de Trysten Hill en Dallas están contados.

Connor Williams (Base izquierdo)

Lo vencerá: Connor McGovern

Razones: A Williams le falta fuerza y ha sido el eslabón débil de la línea ofensiva.

Mientras que Connor McGovern se mantenga saludable, será una verdadera amenaza para Williams. Ya que no ha estado mal estas dos campañas que ha jugado en Dallas, pero no deja de ser el eslabón débil de esta línea ofensiva. Por lo tanto, hay mucha competencia si anexamos en esta línea a dos Pro Bowl como lo son Tyron Smith y Zack Martin.

Williams bloquea muy bien, y ha demostrado un crecimiento prometedor cada temporada que ha estado en el campo. Como novato, Williams era deficiente por su falta de fuerza. Sin embargo, el base ha añadido masa muscular, aunque todavía ha mostrado muchos problemas técnicos. McGovern no deja de ser una incógnita, ya que se perdió toda su primera campaña como profesional por una lesión en el pecho. No obstante, cuenta con unos cinco kilos más que Williams y es mucho más agresivo en el campo. Además, sabe crear rutas para el juego por tierra ya que abre espacios. Williams tiene gran competencia con McGovern, y eso es algo que el nuevo cuerpo técnico va a evaluar.

Jamize Olawale (Fullback)

Lo vencerá: Sewo Olonilua

Razones: Salario mínimo de novato, Olonilua tiene gran talento en ascenso.

En el caso de Olawale, se prometió mucho pero se recibió poco. Con su llegada en 2018, se esperaba un formato de un Fullback mucho más moderno que pudiera contribuir mucho más con el juego ofensivo. Desafortunadamente esto no pasó, colocando a Olawale de manera tradicional y desperdiciando sus talentos. Con tan solo dos recepciones, Jamize es solo un bloqueador top cuya mayor contribución ha sido en los equipos especiales.

Mientras que Olonilua no tiene la experiencia de Olawale, tiene el tamaño y la capacidad atlética, aparte que sabe llevar muy bien el balón. Ahora bien, otro punto a su favor es lo barato que sale (el contrato de Olawale es de 5,4 millones de dólares). Eso sí, Sewo tendrá que demostrar su valía en los equipos especiales, algo en lo que Jamize tiene vasta experiencia.

Tyrone Crawford (Ala defensiva)

Lo vencerá: Joe Jackson o Garrett Marino

Razones: Su precio y el hecho que tiende a lesionarse mucho.

Si bien es un veterano de la franquicia, Crawford tiende a lesionarse mucho. En 2013, no pudo jugar en toda la campaña al romperse el Aquiles en el primer día del campamento de entrenamiento. Además, participó en tan solo cuatro encuentros de la pasada temporada ya que tuvo problemas con su cadera.

Por otro lado, tenemos a Joe Jackson, quien fue seleccionado en la quinta ronda del Draft de 2019. Hasta el momento tiene tan solo cuatro tacleadas y un pase defendido en cuatro encuentros, pero en un futuro puede dar mucho más si le dan la oportunidad. Además, la franquicia ha firmado al agente libre del Draft 2020 Garrett Marino. Otro prospecto que poco a poco puede ir escalando en la posición. Con estos dos jugadores en plena forma, la organización se ahorraría los ocho millones de dólares que cobra Crawford.

Dalton Schultz (Ala cerrada)

Lo vencerá: Sean McKeon

Razones: Le ha costado hacer un impacto en el roster, y es más del perfil bloqueador. Se volvió prescindible cuando Dallas firmó a Blake Bell.

Con el retiro momentáneo de Witten en Dallas, Schultz tuvo mucho más participación en su campaña de novato en 2018. Sin embargo, su producción bajó en gran medida con el regreso de Witten y que Garrett utilizó más a Blake Jarwin en 2019. Terminó tan solo con una recepción y seis yardas. Ahora, con la titularidad de Jarwin y que los Cowboys firmaron a Blake Bell proveniente de los Chiefs, Schultz no tiene mucho espacio.

Igualmente, tenemos el hecho que Dallas firmó al novato no seleccionado del Draft 2020, Sean McKeon. Proveniente de la universidad de Michigan, puede que adaptarse a la NFL no sea tan brusco para el prospecto. Esto deja totalmente de lado a Schultz en una posición que está más que cubierta y con amplia profundidad.