Inicio Noticias Para Micah Parsons, jugar en la NFL ha sido más fácil de...

Para Micah Parsons, jugar en la NFL ha sido más fácil de lo que creía

2124
0

Micah Parsons sigue demostrando que los Cowboys tomaron la decisión correcta en el Draft 2021. El pasado domingo, el pick de primera ronda cuajó ante el Washington Football Team otra gran actuación, incrementando así sus números en esta temporada. Y estos números no solo lo proyectan como claro favorito para el premio al Novato Defensivo del Año, sino también como candidato a ser el Jugador Defensivo del Año de la NFL en 2021.

Contra Washington, Parsons registró dos sacks, un fumble forzado, tres tacleadas combinadas y una tacleada para perdida de yardas. Con esto, el producto de Penn State suma 12 sacks, quedando más cerca de romper el record de sacks para un novato en la NFL. Dicho record lo ostenta Jevon Kearse, quien logró 14.5 capturas en 1999 jugando con los Tennessee Titans.

Vale mencionar también que Parsons fue clave en la ventaja inicial de Dallas contra Washington. Y, eventualmente, en el resultado final del encuentro. Terminando el primer cuarto, Parsons capturó al mariscal Taylor Heinicke, despojándolo del balón. Éste fue recuperado de inmediato por Dorance Armstrong, quien lo llevó hasta las diagonales para anotar un touchdown.

Sin duda, Micah Parsons está demostrando ser un “león” insaciable en defensa. Y no solo eso, sino también está mostrando una gran confianza. Así lo dejan ver sus declaraciones durante una entrevista reciente con Albert Breer de Sports Illustrated.

“Realmente no creo que la NFL sea difícil”, dijo Parsons en la mencionada entrevista. “Pienso que hay grandes jugadores aquí. Pero creo que es un grupo de jugadores que trabaja muy duro”.

Para muchos jugadores novatos, adaptarse a la NFL llegando desde el fútbol universitario suele ser un proceso difícil. Ese no parece ser el caso de Micah Parsons, a pesar de no jugar en 2020 debido a la pandemia. Y esto no sólo se debe a su talento, sino también a los jugadores con los cuales entrena a diario.

“Pienso que (el trabajo duro”) se contagia cuando practicas con tipos como La’el (Collins)”, añadió Parsons. “Cuando juego contra La’el y lo reto en cada down, digo ‘¿Qué puedo hacer allí? ¿Cómo puedo hacerlo mejor?’. O, jugando contra Zack (Martin). Tener esas oportunidades hace que esos tipos (de otros equipos) no parezcan tan buenos”.

Lo que dice Parsons tiene todo sentido. Los Cowboys cuentan en su equipo titular con algunos de los mejores linieros ofensivos de la NFL, tales como Zack Martin, Tyron Smith y La’el Collins. Al entrenar contra ellos todas las semanas, no sorprende que Parsons sepa lo que es enfrentar (y superar) líneas ofensivas de alto nivel.

Ahora, contar con jugadores de alto nivel a su lado en defensa también ayuda a Parsons a explotar al máximo. Así se notó contra Washington, el primer juego de la temporada donde los Cowboys pudieron contar con todos sus titulares en defensa. Esto, recordemos, debido a los regresos tras lesión de Neville Gallimore y Randy Gregory, sumados al de DeMarcus Lawrence en la semana 13.

Sin duda, esto hace que las expectativas en torno a la defensa de Dallas sean más altas. Por supuesto, Micah Parsons está consciente de ello.

“Lo mejor está por venir”, dijo Parsons tras el juego contra Washington. “Este fue nuestro primer juego estando todos juntos de nuevo, y creo que todos debemos estar emocionados. Creamos muchos cambios de posesión, y anotamos en defensa hoy.  Este es sólo el comienzo. Creo que tenemos un viaje largo por delante. Creo que, mientras ustedes más nos vean jugando juntos, más podrán entender a qué me refiero”.

Quedará por ver si, tal como dice Micah Parsons, lo mejor estará por venir. El novato puede romper varios records de novato y quedarse con varios premios individuales este año, pero eso no sería todo. Con los regresos de DeMarcus Lawrence y Randy Gregory, Parsons estará más desatado que nunca. Y sus actuaciones, sin duda, serán claves para unos Cowboys que podrían llegar lejos en los playoffs de la mano del joven apoyador.